Home»Teatro»El Teatro Cervantes reestrenará “Un domingo en familia”

El Teatro Cervantes reestrenará “Un domingo en familia”

3
Compartir en:
Pinterest WhatsApp

En el marco de los continuos estrenos online a través de su cuenta oficial de Youtube, el Teatro Nacional Cervantes reestrenará este jueves “Un domingo en familia”, el exitoso espectáculo perteneciente a la temporada 2019.

Escrita por Susana Torres Molina y dirigida por Juan Pablo Gómez, este espectáculo podrá verse a partir de las 20 y estará disponible hasta el domingo –inclusive-. La obra que fuera presentada en la sala Orestes Caviglia, además, cuenta con subtítulos en español.

Protagonizada por Anabella Bacigalupo, Lautaro Delgado Tymruk, Juan De Rosa y José Mehrez, la obra también permitirá disfrutar de imágenes pertenecientes al detrás de escena.

La historia de “Un domingo en familia” ubica al espectador en diciembre de 1975, momento en que secuestran y desaparecen al dirigente de una organización revolucionaria a la vera del Río de la Plata, en uno de los recreos que bordean la costanera.

Ese día, el dirigente había concurrido con su familia, soslayando varias de las prescripciones que su organización había trazado un año antes, luego del pase a la clandestinidad. Después de su desaparición, el Tribunal Revolucionario lo encontró culpable por haber violado una serie de normas que posiblemente él mismo habría formulado.

La dramaturga Susana Torres Molina trabaja aquí como una suerte de compiladora: no sería necesario agregarle nada a la realidad, basta con citar y agrupar sus más disonantes versiones. Entonces, la autora no pareciera escribir sino más bien escuchar, como si no existiera la mediación entre la obra y el testimonio, como si la ficción fuese, en definitiva, pura postproducción de la Historia. En efecto, no hay (lejos del thriller histórico) combatividad ni heroísmo en la tarde crepuscular de este domingo en familia. Y, sin embargo, la escena que rige toda la obra no podría ser más poderosa: un hombre sonriente, a la vera del río, con “el corazón más vivo que nunca”, está a punto de morir.

La música es de Guillermina Etkin, la iluminación de Patricio Tejedor, la escenografía de Paola Delgado y el vestuario de Roberta Pesci.

Noticia anterior

Osqui Guzmán en el ciclo quilmeño “Acortando distancias”

Noticia siguiente

Chile canceló la realización del Festival de Viña del Mar